Te contamos todo sobre los Guantes Desechables para tu Consulta Dental

Los guantes desechables se han convertido en un instrumento imprescindible de protección en las clínicas dentales contra cualquier tipo de contaminación. Reducen el riesgo de transmisión de microorganismos a los pacientes y, por tanto, evitan así la transmisión de infecciones. Son necesarios cuando se pretende limpiar o desinfectar el instrumental dental, una superficie o al tratar a pacientes. Por tanto, los más utilizados en el sector dental son los guantes desechables, ideales en caso de tener contacto con sangre o fluidos corporales como la saliva.

Los guantes desechables tienen una gran variedad de usos en diferentes campos: doméstico, sanitario, reparaciones, por ello, es muy importante conocer sus características, para poder elegir el producto que mejor se adapta a nuestras necesidades. te vamos a hablar de los diferentes tipos de guantes que existen en el mercado y sus características. En Techdent queremos guiarte para que elijas siempre la mejor solución a tus necesidades.

A su vez, éstos pueden ser con o sin polvo. Los guantes con polvo se caracterizan por colocarse de manera fácil. Por su parte, los guantes sin polvo se someten a un proceso de lavado intensivo y están dotados de un revestimiento sintético de polímeros. De esta manera, presenten características similares a los de polvo.

Tipos de Guantes:

Guantes de látex

Los guantes de látex están fabricados con un material natural, la savia del árbol Hevea Brasilensis. Tradicionalmente han sido los más populares, tanto en el uso sanitario como en la industria. Sin embargo, la posibilidad de provocar reacciones alérgicas los ha dejado en un segundo plano actualmente.

Su gran ventaja es que proporcionan una gran sensibilidad a los gestos del trabajo, sin condicionar en ningún momento los movimientos naturales de la mano. Son muy elásticos y adaptables, lo que permite que se pueda trabajar con ellos durante mucho tiempo sin sufrir molestias.

Ver Guates de Látex

Guantes de Vinilo

Los Guantes de Vinilo para tratamientos de corta duración, sin riesgo de exposición a factores externos. Están compuestos a partir de resinas sintéticas de cloruro de polivinilo y son guantes sin látex ni aceleradores químicos. Presentan una buena protección de barrera y resisten a numerosos contaminantes. No son estériles y pueden ser con o sin polvo.

Ofrecen una buena adaptabilidad a los gestos de la mano, pero no cuentan con el efecto segunda piel que ofrecen los guantes de látex; ya que la elasticidad no se encuentra entre sus características.

Recomendados para: limpieza (que no incluya el uso de productos químicos muy agresivos, alimentación y exploraciones en el sector sanitario de un corto periodo de tiempo, que no impliquen contacto con agentes químicos ni infecciosos.

Ver Guantes de Vinilo

Guantes de nitrilo

Los guantes de nitrilo están fabricados con caucho sintético, por lo que también son aptos para personas alérgicas al látex. Al ser más resistentes que los guantes de vinilo, son la mejor opción para aquellas personas alérgicas al látex que necesitan un producto seguro y fiable.

Su principal punto fuerte es que son muy resistentes a la perforación o punción; por lo que son los más recomendados para manipulación de alimentos o en su uso sanitario. Su material es muy resistente al trato con posibles materiales infecciosos y cuentan con diferentes espesores, para proporcionar una mayor protección en el caso de ser necesaria.

Ver Guantes de Nitrilo

También se pueden clasificar en estériles y no estériles. Los primeros son aptos para realizar cualquier tipo de cirugía dental para así proteger tanto al paciente como al odontólogo de posibles riesgos químicos o biológicos. A su vez, estos pueden ser guantes de cirugía, de nitrilo o de látex sin polvo.

Como hemos visto anteriormente, hace unos años los guantes de látex eran la auténtica estrella de los guantes desechables. Sin embargo, los nuevos materiales los han desplazado a un segundo plano.

El mercado de los guantes desechables es un mercado en constante evolución, para buscar los mejores materiales, que se adapten mejor a los gestos de la mano y que al mismo tiempo ofrezcan una mayor protección.

¿Qué hago si tengo alergia al látex y/o a los guantes con polvo?

Los guantes de vinilo son tu mejor opción. Al estar diseñados sin látex ni aceleradores químicos, son ideales para eludir problemas alérgicos. En caso de tener alergia a los guantes con polvo, seleccionar unos sin para evitar rojeces o sarpullidos.

Cómo elegir la talla de los guantes en Odontología

Uno de los factores más importantes a la hora de elegir unos guantes es seleccionar la talla correcta para que el guante se adapte a la perfección a la mano y puedas trabajar con total seguridad y confort. Pero, ¿por qué es tan importante acertar con la talla? Porque puede afectar al desempeño de tu trabajo. Una talla más pequeña, te puede generar sensación de fatiga y romperse con mayor facilidad. Por otro lado, un guante más grande puede provocarte un efecto de pérdida de tacto y sensibilidad.

Hoy en día existe una amplia gama de tallas de guantes que van desde la XS a la XXL. Una de las maneras más comunes para saber cuál es tu talla, es medir el contorno de tu mano. Para ello, tienes que pasar una cinta métrica flexible alrededor del punto más ancho de tu mano (de los nudillos). En función, de la medida que salga, puedes ver en la siguiente tabla cuál es tu talla ideal.

Si estás entre dos tamaños, se recomienda escoger siempre el más pequeño.

Tallas:

6 – XS
7 – S
8 – M
9 – L
10 – XL
11 – XXL
12 – XXXL

Por último, es importante tener en cuenta que en caso de tener contacto con pacientes sospechosos o confirmados de COVID-19, se recomienda usar guantes de examen de pacientes desechables no estériles. En especial, los guantes de vinilo con protección EN455 y los de nitrilo EN455 O EN374.5 están preparados para la prevención contra el Coronavirus.

Ver Guantes

 

 

 

 

 

Tu Carrito

Tu carrito está vacío

Subtotal
$0.00
0